Contenedor de reciclado de papel: Introduzca aquí su voto

Ha habido dos convocatorias electorales externas a la Universidad desde que se restauró en Salamanca la Agrupación de Estudiantes Tradicionalistas. En ambas —las elecciones al Parlamento Europeo de junio de 2009, y las municipales y autonómicas de mayo de 2011— la AET ha pedido  lo mismo, a los universitarios y a las personas de bien: la ABSTENCIÓN. Que es lo mismo que pedimos para las elecciones generales del próximo domingo 20 de noviembre.

Todas (entiéndase bien: todas) las candidaturas que se presentan suponen un empeoramiento (y ya es decir), tanto para la Universidad como para la sociedad en general. En realidad, el problema de la Universidad, el problema de España, es de alejamiento absoluto del principio del bien común (y hasta del sentido común), como consecuencia del alejamiento del principio de legitimidad. Algo que empezó allá por 1833; que casi se carga la Universidad nada más empezar, y que hoy continúa con más fuerza. Por eso hemos vuelto a salir a la calle con nuestra campaña Monarquía real ya.

Carteles ¡Monarquía real, ya! frente al Liceo, noviembre 2011

Desde la AET nos adherimos plenamente al comunicado de la Comunión Tradicionalista, que podéis leer en el siguiente enlace:

El Carlismo ante las próximas Elecciones Generales

Y al artículo que lo acompaña:

El abstencionismo militante de la Comunión Tradicionalista

Porque, si no restauramos nosotros —restaurar la Universidad, la sociedad, nuestras vidas— nadie lo hará. No lo harán los políticos, ni el resto de los oligarcas: lo haremos contra ellos.

Fotografías de la campaña por la abstención en las calles de Salamanca:

Anuncios